Cómo conectar tu ventilador de techo a una red WiFi

16/04/2021

Inventa recetas creativas para niños y cocina con ellos

20/04/2021
Mostrar todos

Mejor sistema de calefacción para una casa

Para saber cuál es el mejor sistema de calefacción para nuestra casa tenemos que tener en cuenta lo siguiente: el tamaño de la casa, la orientación de la vivienda, el tipo de aislamientos con los que cuenta, el clima de la zona, el mantenimiento, temas que tengan que ver con el medio ambiente y ayudas públicas. Estas son algunas de las cosas que hay que tener en cuenta antes de elegir un equipo o un sistema de calefacción. Cuando ya hayamos previsto todo lo anterior mencionado pasaremos a hablar de los tipos de sistemas de calefacción, y de las ventajas y desventajas de cada uno de ellos.

Factores a tener en cuenta antes de adquirir un sistema de calefacción

  • El tamaño de la casa: hay que tener en cuenta y estar muy conscientes del tamaño de la vivienda. No es lo mismo calentar una casa de dos plantas a calentar un piso tipo estudio.
  • La orientación de la vivienda: la temperatura de una casa depende mucho de hacia qué punto cardinal este orientado.
  • El clima de la zona: dependiendo de la zona en la que vivas puede que necesites de un sistema más potente o uno más básico. No es la misma temperatura que hay en la costa, o la que puede haber en el interior de una montaña.
  • El uso que se le da a la vivienda: es muy importante saber si esta es una vivienda de vacaciones, que se usa para pasar el invierno o el verano. Si se busca calentar solo una parte de esta o todas y cada una de las habitaciones.

Estos son algunos de los factores que tenemos que tener en cuenta antes de instalar un sistema de calefacción en nuestra casa. Claramente no son todos, ya que también hay que tener en cuenta el costo eléctrico, lo difícil que pueda llegar a ser la instalación, el mantenimiento del sistema, el medio ambiente y ayudas públicas.

Tipos de sistemas de calefacción sus ventajas y desventajas

  • Calefacción mediante aire acondicionado: la mayoría de estos sistemas cuentan con la opción de darnos tanto aire frío como aire caliente. Funcionan bastante bien en zonas con costa o en zonas con temperaturas suaves. El principal inconveniente que hay con estos equipos es que el aire que sale de ellos es bastante seco, es por esto que no se recomienda a personas con problemas respiratorios. Ventajas y desventajas:
    • Ventajas:
      • Buena eficiencia energética.
      • Los esplits y compactos no requieren de mucho trabajo de instalación.
      • Bajos costo de mantenimiento. siendo el más necesario el mantener los filtro limpios.
    • Desventajas:
      • El aire generado por estos equipos es muy seco, pudiendo ser nocivo para personas con problemas respiratorios.
      • Es difícil para ellos propagar el calor por toda la casa.
      • Tiene poca eficiencia en climas con bajas temperaturas.
    • Caldera a gas y radiadores: son muy eficientes, y el consumo de gas o combustible es bajo. Aumentan su rendimiento aprovechando en un 15 y 30% del vapor de agua convertido en humo para calentar. Su sistema nos ofrece calefacción en toda la casa y agua sanitaria. Ventajas y desventajas:
      • Ventajas:
        • Calienta la casa de forma homogénea.
        • Ideal para casas grande con muchas divisiones.
        • Funciona perfectamente en climas muy fríos.
      • Inconvenientes:
        • Debe ser revisado periódicamente por la empresa que se encargó de su instalación.
        • Es obligatorio hacerle una limpieza anual.
        • El gas puede ser un problema si estas en una zona poco residencial.
      • Calderas eléctricas y radiadores o suelo radiante: este sistema de calefacción se encargan de calentar el agua por medio de la electricidad. Gracias a esto podemos evitar cualquier tipo de fugas de gas o algún tipo de intoxicación por medio del monóxido de carbono. Ventajas y desventajas:
        • Ventajas:
          • Significa un ahorro, ya que a diferencia de las calderas a gas natural no necesita de una instalación para este.
          • Son mucho más seguras.
          • Su mantenimiento es casi nulo.
        • Desventajas:
          • Su consumo es mucho más alto, lo que podemos ver reflejado en el recibo de la luz.
        • Calefacción a leña: son una buena solución si queremos una potencia alta en cuanto al calor se refiere. Esta se obtiene mediante energías renovables que son amigables con el medio ambiente. Ventajas y desventajas:
          • Ventajas:
            • Un alto rendimiento en cuanto a potencia calórica.
            • Utiliza energía renovable y sus niveles de emisión de CO2 son bastante bajas.
            • El precio es mucho más a de otros sistemas de calefacción por combustible.
          • Desventajas:
            • Este es un sistema de calefacción que funciona muy parecido a una chimenea, motivo por el cual necesita de una instalación de ductos dejar salir el humo.
            • El almacenaje es mucho más grande que el del sistema que funciona con pellet.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *