Campanas decorativas: ¿cuál eliges?

19/03/2021

Postres tradicionales de Semana Santa

26/03/2021
Mostrar todos

Cómo hacer crujiente de jamón o bacon crispy

Algo tan sencillo como dejar crujiente el jamón serrano o el bacon en nuestros platos, es difícil de encontrar incluso en elaborados platos de restaurante.

Pero no, no es complicado, ¡al contrario!, con un par de trucos, podrás disfrutarlo y añadirlo a tantas recetas como quieras, pues si te encanta morder crujiente, no habrá receta que se le resista (a nosotros nos encanta sobre cremas y sopas, ya sean calientes o frías, como crema de calabaza o un rico salmorejo).

Deja volar tu imaginación y sorprende a tus invitados innovadoras recetas e incluso, con la presentación de tus platos.

 

Para paladares exquisitos

Todos los alimentos se pueden cocinar de múltiples formas y, aunque lo sabemos, a más de uno nos sorprendería la cantidad de variaciones que podemos crear incluso con pocos (o ningún) aparatos de cocina.

La mayoría de veces, será más que suficiente con imaginación y, eso sí, sencillos trucos que te permitirán crear, comer rico y saludable e incluso, preparar recetas de revista con las que sorprender.

Esta receta es apta para todos los carnívoros, pues pocos son aquellos a los que no les gusta el delicioso sabor del jamón serrano, o el del bacon. En cualquier caso, en su versión de textura más crujiente, todavía podrán cambiar de opinión, pues adorna a la vez que potencia el sabor de cualquier elaboración.

Estos sencillos trucos te arreglarán cantidad de platos, pues cocinar el jamón hasta que se quede perfectamente crujiente es tan sencillo que querrás ponerlo en todas tus recetas y platos (sobre todo si se avecinan invitados).

Ideal para sorprender también a los más peques, ¡pues sus paladares sí que son exquisitos!

 

Crujiente de jamón o bacon

¡Tú eliges! Eso sí, te recomendamos que utilices una u otra, que varíes según el plato principal a cocinar y que moderes la cantidad a agregar, pues ambos sabores son conocidos por su potente gusto y no queremos quitar protagonismo al resto del plato, al contrario.

El jamón quedará tan saludable como crujiente, ¡nos encanta!, bien sobre un salmorejo, en la superficie de un risotto de setas, a modo de sal en un revuelto de espárragos, …  Dará sabor a tus platos a la vez que disfrutas de su textura.

Por el contrario, el bacon, dará el toque que necesitas a tus recetas y platos más comunes, haciéndolos sabrosos y diferentes, sin dejar de lado la textura crujiente que buscamos y tanto nos gusta. Lo común es ponerlo sobre hamburguesas y pizzas, pero te recomendamos innovar en ensaladas y ricas cremas calientes.

 

Pasos a seguir

Hay más de una forma para que quede crujiente sin estar grasiento, pero, os vamos a indicar nuestra favorita por ser la más simple y conseguida.

Bastará con disponer de tiras de bacon o jamón, papel de cocina y, un microondas (sí, ¡eso es todo!).

Paso 1. Coloca sobre un plato, un par de hojas de papel de cocina y sobre estas, las tiras de bacon o de jamón bien estiradas. Sobre este, agrega otras dos hojas de papel y presiona hasta que se queden pegadas.

Paso 2. Cocina en el microondas durante un minuto a máxima potencia.

Paso 3. Saca las tiras del embutido elegido (el papel de cocina deberá estar empapado del aceite sobrante) y vuelve a repetir el paso 1, pero esta vez, cocina durante medio minuto.

¡Y listo! Tendrás tus tiras en el punto perfecto para añadirlo a tus sándwiches, ensaladas, hamburguesas o sopas.

 

En Universal Blue, contamos con grandes y pequeños hornos, así como con microondas que te permitirán conseguir este fantástico resultado.

Y si eres amante del queso, te dejamos los trucos y técnicas para gratinarlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *